Ecuador y la lucha para la despenalizaciòn de la homosexualidad

25 Avril 2018
Nuestra voluntaria Giulia Piantato y la asociación ALFIL nos ayudan a comprender la evolución de los derechos de la comunidad LGBTQI en Ecuador.

Homosexualidad y represión

En las dècadas de los ‘80 y ‘90, el Ecuador estaba viviendo un momento de grande violencia.

Los cuerpos de seguridad del Estado rastreaban actores polìticos, grupos insurgentes y defensores de derechos humanos. En ese clima de dura represiòn, la comunidad LGBTQI tambièn era vìctima de persecuciones: personas gay, travestis y personas trans eran perseguidas sobre la base de la legislaciòn vigente, que declaraba la homosexualidad una pràctica ilegal (art. 516 del Còdigo Penal).

La represiòn estatal se acompañaba a una màs amplia represiòn de tipo social que se alimentaba del profundo rechazo y estigma con los que se tachaba a la comunidad LGBTQI y, en particular, a las personas trans, el grupo màs vulnerable y discriminado de la sociedad entera. La repulsiòn hacia la comunidad trans se manifestaba en abusos y a menudo en muertes violentas por mano de individuos homofòbicos. La falta de leyes que garantizaran protecciòn a esa parte de poblaciòn llevaba a una total impunidad de esos delitos.

 

El papel de los cuerpos de seguridad estatales

Los cuerpos de seguridad del Estado, màs bien, contribuìan a la perpetraciòn de tales crìmenes: el CDP (Centro de Detenciòn Provisional) era el lugar en que se realizaban las peores torturas a daño de personas trans detenidas - a veces por ejercer prostituciòn, otras por el simple hecho de estar caminando en la calle - que en los peores de los casos terminaban con la muerte de las dichas. En estos (numerosos) casos, los cuerpos sin vida, eran botados, tal como desechos, al Rìo Machàngara o en el Playòn de la Marìn, sin que nadie se enterara y sobretodo sin que nadie se preocupara.

La poblaciòn trans se componìa de individuos carentes de derechos, despreciados por la sociedad, asesinados por la policìa.

Eran seres invisibles.

 

Desafiando la invisibilidad

Fue precisamente hacia el final de los años ‘90 que la organizaciòn Coccinelle, junto con varios exponentes de la ADPH (Asamblea Permanente de Derechos Humanos) se movilizò.

La comunidad trans empezò a mostrarse a la luz del dìa por las calles del centro de Quito; a travès de plantones e iniciativas se generò un debate que llamò la atenciòn de la comunidad. No obstante el objetivo principal y primordial fuese la despenalizaciòn de la homosexualidad y la consecuente aboliciòn del art. 516, la caracterìstica fundamental del movimiento que se generò era su visibilidad pùblica (y polìtica) cuyo fin era sensibilizar especìficamente a la comunidad.

Despuès de meses de lucha y la recolecciòn de miles de firmas, finalmente, el 25 de noviembre de 1997 el Tribunal Constitucional declarò inconstitucional el primer inciso del art. 516, desvinculando la homosexualidad como patologìa. Aunque subyace una lògica homofòbica que confina la homosexualidad al àmbito privado de la vida del individuo, esa victoria inicial dio origen a la primera marcha pùblica  en Ecuador denominada del Orgullo Gay, realizada en Quito en 1998.

 

Desde la despenalizaciòn de la homosexualidad hasta hoy en día

La despenalizaciòn de la homosexualidad fue un proceso que sirviò para remover la resistencia hacia los cambios y para levantar una corriente de opiniòn pùblica favorable a la diversidad sexual. Desde entonces hubo logros y derrotas: en 2010 la mayorìa de centros de deshomosexualizaciòn del paìs fueron cerrados, en 2013 hubo la despatologizaciòn de la transexualidad, en 2014 la primera uniòn de hecho de una pareja del mismo sexo.

Pese al avance de las leyes y acciones en favor de los colectivos LGBTQI, todavìa se multiplican las denuncias por incumplimento de las leyes con respecto al acceso a la salud, a la educaciòn y al empleo hacia los individuo que no encajan en la heteronormatividad.

Aunque la historia de discriminaciòn en el Ecuador es muy larga, la historia de reivindicaciones es todavìa demasiado corta.

Letto 2591 volte

Video